El SEXO es un deseo ardiente capaz de mover los hilos del planeta.
Yo me considero una mujer moderna que vive y siente, no temo contar mis fantasías e intimidades, para mi es el camino a la liberación de tabúes impuestos por nuestra sociedad, de machismos, de incomprensiones.
En esta época donde sufrimos todos es necesario soñar, y yo seré tu musa, si me dejas....

sábado, 11 de junio de 2016

El HOMBRE CERILLA


Durante un tiempo he estado muy zen. Casi,casi dedicada a la meditación, reconstruyendo mi vida kármica,  como parte de mi ciclo natural...

Pensé en lo sencilla que seria la vida si una eliminaba la sexualidad de la ecuación. Entre la búsqueda, la conquista, el hecho mismo de follar, las emociones residuales y el deseo de repetición, mi vida sexual era casi un trabajo a tiempo completo, ahorraría energía y mucho tiempo... pero... realmente, para que?....

Después de probar unos meses más bien 8, sin sexo carnal (evidentemente mi novio de plástico suplia esa necesidad, y si.... he hecho trampa) este trabajo espiritual aún  así no me funcionó, y  deseaba a un hombre en mi culo de la manera más prevesible y frecuente posible...

Soy por lo visto INCURABLE. ..

Y allí estaba yo: Buscando en vano  la solución  a mi dolor... Y entonces apareció él, y de la nada me encontró...

Yo soy mujer que necesito que un hombre para que me interese me produzca esa chispa que hace que te revolucione,que te encienda  por dentro.... Y él sólo con la mirada lo logró.... vamos que me desmontó en un plis mi teoria kármica...

Sentí la imperiosa necesidad de reafirmar mi autoridad sobre él, sugiriendole astutamente con la mirada que nos acostáramos para ya dar por finalizada mi absurda teoría kármica con mucho amor y semen...

Y hasta aquí puedo leer....

Belle